Tratado Antártico

Actualmente la Antártida,  está controlada  bajo un sistema jurídico-político que permite administrar y mantener a la Antártida como una región de paz y cooperación, el cual es conocido como el Tratado Antártico-TA, el cual fue suscrito el 1 de diciembre de 1959 en Washington y entró en vigor en 1961. El compromiso fundamental de los  países signatarios fue mantener en espera las reclamaciones de soberanía existentes, no realizar en la Antártida ninguna actividad de carácter militar, no realizar pruebas de explosiones nucleares ni eliminación de desechos radioactivos, fomentar la libertad de investigación y cooperación científica, así como aunar esfuerzos relacionados a proteger el medio ambiente Antártico y sus recursos. El TA ha marcado un hito dentro del Derecho Internacional, al poseer mecanismos que hasta la actualidad han resultado eficaces.

El Tratado es la base de varios acuerdos complementarios, que junto con las medidas adoptadas en el marco del Tratado Antártico y los acuerdos conexos, suelen denominarse Sistema del Tratado Antártico (STA). El STA es un conjunto orgánico de normas jurídicas y políticas, adicional al TA los acuerdos que integran el sistema son:

  • Protocolo al Tratado Antártico sobre Protección del Medio Ambiente. (Madrid, 1991), del cual el ECUADOR es signatario.
  • Convención para la Conservación de las Focas Antárticas, CCFA. (Londres 12-16 de septiembre de 1988);y
  • Convención para la Conservación de los Recursos Vivos Marinos Antárticos, CCRVMA. (Canberra, 1980)

Actualmente el número de países signatarios del TA es de 53, de los cuales 29 de ellos, dentro de los que se encuentra el Ecuador, poseen la categoría de “miembros consultivos”, lo que les otorga plenos derechos sobre decisiones, directrices y regulaciones emitidas dentro del seno del TA. Los restantes 24 países  son considerados “miembros adherentes”.